Los tesoros escondidos de Florencia

Cerca del Hotel Casci hay algunas deliciosas tiendas de artesanos florentinos que venden máscaras de papel, papel artesanal pintado a mano, vasijas y violines todos hechos a mano.

En la “Oficina de Santa Maria Novella”, una de las farmacias más antiguas de Europa, encontrará las mismas fórmulas de perfumes utilizadas por las mujeres de la familia Medici, así como licores y bebidas realizados por los monjes dominicos utilizando recetas y técnicas trasmitidas de generación en generación..

Subiendo a un autobús en Plaza San Marco, a una manzana del Hotel Casci, puede encontrar maravillosos lugares como la aldea en la colina de Fiesole, con la vista más romántica de Florencia; puede cenar a la luz de las velas en el restaurante "La Reggia" mirando las luces de Florencia que brillan frente a usted.

Desde la estación usted puede alcanzar la Plaza Miguel Ángel y la cercana Iglesia cubierta de jazmines de San Miniato, dónde puede escuchar a los monjes que cantan antiguos himnos gregorianos 

Algunas maravillas injustamente olvidadas a pocos pasos del Hotel son: 

El museo de San Marco

El museo de San Marco con las obras maestras de Fray Angélico.

El taller de las Piedras Duras

El taller de las Piedras Duras, con magníficas exposiciones de taraceas hechas con piedras y semillas preciosas, una vez vistas, querrá adquirir alguna de ellas por su hermosura. 

La Sinagoga de Florencia

La Sinagoga de Florencia: considerada la más bonita de Italia, sobrevivió a la segunda guerra mundial posee una exhibición de espléndidos mosaicos, en suelos y techos. 
Después de haber puesto pie en nuestro Hotel, usted tendrá que elegir sencillamente entre que quiere hacer y a dónde ir, y nosotros nos ocuparemos de todo el resto. 

¡Le ayudaremos de cualquier modo a gozar de todos estos tesoros escondidos de Florencia!

Visite las habitaciones del Hotel Casci o descubra más sobre su posición